Migrantes represados en Necoclí, Antioquia.
Migrantes represados en Necoclí, Antioquia.
Cortesía: Alcaldía de Necoclí.
18 Sep 2021 08:45 AM

Cerca de 100 niños migrantes han requerido atención médica por afecciones respiratorias en Necoclí, Antioquia

Maira
Arbeláez Camaño
@maiarbe
Los servicios de salud están colapsados en ese municipio del Urabá antioqueño.

Por el represamiento de cerca de 18 mil migrantes en Necoclí, Antioquia, que ocasionó que el sistema de salud del municipio colapsara, no hay capacidad para atender a los extranjeros ni a los habitantes de la zona. En total, cerca de 100 niños han consultado por afecciones respiratorias y estomacales.

El personero de Necoclí, Francisco Menco Zapata, confirmó que la situación se agudiza, toda vez que los niños no están recibiendo la atención médica que requieren, pues no hay insumos suficientes para atenderlos.

"Una situación muy complicada con los niños ya que están enfermos, hay menores de edad esperando consultas en la Cruz Roja, y es preocupante porque no tenemos cómo prestarles el servicio médico con eficiencia. Hacemos el llamado al Gobierno Nacional para que agilice las negociaciones con Panamá, para lograr que cada día no pasen 500 migrantes sino mil 200".

Lea también: Ofrecen $40 millones por responsables de robos masivos en vías de Antioquia

En el municipio también hay escasez de agua potable y la acumulación de basuras en las playas, lo que mantiene el riesgo de infecciones graves y brote de enfermedades.

La Personería de Necoclí advirtió que la fuerza pública es insuficiente para garantizar la seguridad en un municipio con 18 mil migrantes, cifra que llegaría a 24 mil esta semana.

Le puede interesar: Por haberlo señalado de un robo de 500 cabezas de ganado, alias “el Rolo”, habría asesinado a un hombre en Caucasia, Antioquia

Como muchos migrantes se quedaron sin dinero para la alimentación y el hospedaje y los tiquetes que se venden son para lanchas que salen en octubre, algunos han optado por atravesar el Golfo de Urabá de manera ilegal. El viaje es un riesgo porque lo hacen en la noche en  embarcaciones que no tienen las condiciones de seguridad, no llevan los suficientes chalecos salvavidas y hay sobrecupo.