El drama de un hombre que fue violado por su esposa durante 10 años 
El drama de un hombre que fue violado por su esposa durante 10 años 
Cortesía
19 Mayo 2020 07:43 AM

El drama de un hombre que fue violado por su esposa durante 10 años 

Miguel Ángel
Valencia González
@MiguelValenciaf
Asegura que el primer encuentra sexual que tuvo con ella duro cerca de cinco horas.

En la actual coyuntura que vive el mundo tristemente es común escuchar relatos de la violencia contra la mujer, que en medio de la cuarentena obligatoria, padece los maltratos de la violencia de forma dramática, que demuestra la magnitud de un problema que también tiene profundas raíces en Colombia. 

A propósito de este tema, se conoció el caso de un hombre que denuncia que su mujer lo violó durante 10 años. Este sujeto que no quiso revelar su nombre, habló en la BBC sobre una serie de maltratos sexuales que lo confinaron a una vida de infelicidad que lo sumió en profundas depresiones.

Lea también: Delincuencia en Medellín pretendía abastecer con 160 kilos de marihuana las plazas de vicio

Inicialmente asegura que cuando comenzó a vivir con esta mujer y tuvo la  relaciones sexuales con ella, el encuentro duró cerca de cinco horas, pero lejos de ser placentero, lo vivió como una experiencia dolorosa que ella exigía como un asunto indiscutible.

A partir de ese momento aseguró que todo se trató de una violación.

La vergüenza pública y la depresión 

Por otro lado, detalló que cuando llegaba de trabajar de sus negocios y solamente quería descansar, ella lo obligaba a tener relaciones, entonces como él no accedía argumentando una fatiga insostenible, ella le daba puñetazos y lo arañaba hasta hacerlo sangrar.

Lea además: Confirman tres nuevos casos de COVID-19 en Hidroituango

En este punto, aclara que ella lo golpeaba en el cuerpo justamente para evitar que los demás supieran que recibía esos actos de maltrato especialmente en el pecho y en la espalda para que no se pudieran notar los actos de maltrato.

El trauma de este hombre lo llevó a llorar y refugiarse en su trabajo para evitar el maltrato psicológico al que esta mujer lo sometía constantemente. Por esa razón, realizaba turnos de hasta 12 y 14 horas para evitar verla.