Referencia personas desaparecidas en la Comuna 13 de Medellín.
Referencia personas desaparecidas en la Comuna 13 de Medellín.
Foto: AFP
11 Ago 2020 06:06 AM

JEP solicitó muestras de ADN a familiares de desaparecidos de la Comuna 13

Johanna
Ramírez Gil
@johannarami
El propósito es cotejarlos con restos que están en la Universidad de Antioquia.

Por solicitud de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), la Alcaldía de Medellín deberán empezar a recopilar el ADN de los familiares de las personas desaparecidas en la Comuna 13, una vez la pandemia así lo permita.

El material genético será cotejado con los 59 restos recuperados del Laboratorio de Osteología de la Universidad de Antioquia para establecer si existe un parentesco que permita esclarecer estos casos.

Más información: Mujer que habría sido acosada sexualmente por taxista en Medellín interpuso la denuncia

Según la JEP, en la Comuna 13 hay 1.071 posibles víctimas de desaparición forzada en hechos ocurridos entre 1978 y 2016. En algunos casos se tiene información “completa o avanzada” sobre lo ocurrido, pero en otros hay datos que no han sido verificados.  Los periodos más críticos fueron en 2002 y 2003 por las operaciones Orión y Mariscal.

La administración municipal deberá consolidar un listado de los familiares de primer grado civil y de consanguinidad, cónyuges y compañeros permanentes de los desaparecidos. Así mismo, realizar reuniones con las víctimas, delegados de la JEP y de la Unidad de Búsqueda de Personas Dadas por Desaparecidas (UBDP) para la jornada de toma de muestras.

Lea además: EPM demandará por $9,9 billones a constructores y aseguradores de Hidrohituango​​​​​​​

El propósito es “promover la participación de las víctimas y sus organizaciones en todas las fases del proceso de búsqueda, localización, recuperación, identificación y entrega digna de restos de personas dadas por desaparecidas en el contexto y en razón del conflicto armado”.  

La semana anterior, la JEP decretó medidas cautelares en el Cementerio Universal de Medellín, donde reposarían víctimas de desaparición forzada. Ocho zonas del camposanto permanecerán cerradas por 120 días.

Según los familiares, en el lugar hay graves problemas de registro, clasificación y documentación, así como una indiscriminada exhumación y entrega de restos a instituciones educativas para la investigación.