Los hombres fungían como líderes espirituales y engañaban a incautos a través de las redes sociales
Cortesía
12 Ago 2020 08:07 AM

Capturaron a dos teguas gringos que vendían la supuesta poción contra el coronavirus

Adalis
Medina Lozano
@amedinalozano
Siete personas habrían fallecido por consumir el producto en Estados Unidos.

Desde Santa Marta dos ciudadanos norteamericanos, estarían enviando una supuesta pócima para combatir el COVID19 y otras enfermedades de alto costo, causando con ella la muerte de siete ciudadanos en Estados Unidos, por lo que fueron detenidos en las últimas horas por las autoridades.

Las diligencias judiciales se realizaron en el sector del rodadero en la capital del Magdalena por miembros del cuerpo técnico de la Fiscalía (CTI) con el apoyo de la Fuerza Aérea y el Gaula Militar.

Lea también: Cinco menores, que salieron a elevar cometa, fueron masacrados en Cali

Los dos hombres fueron identificados como Mark Scott Grenon y Joseph Timothy Grenon, padre e hijo  señalados de vender una supuesta ‘pócima’ para curar pacientes con enfermedades de alta complejidad entre ellas el COVID19.

Por lo que hubo una solicitud de extradición de la Corte Distrital para el Distrito Sur de Florida, quien  requería a estos dos ciudadanos estadounidenses por el delito de “concierto para defraudar a los Estados Unidos y cometer delito en contra de los Estados Unidos al introducir un medicamento falsamente marcado en el comercio interestatal”.

Según las indagaciones e investigaciones padre e hijo fungían como guías espirituales de una congregación religiosa, y seguidores en internet a quienes les ofrecían una supuesta ‘solución mineral milagrosa’ para tratar el Covid – 19 y curar enfermedades como cáncer, VIH, hepatitis, autismo, alzhéimer y esclerosis múltiple.

Le puede interesar: No se considera la caurentena de siete días: Gobernador de Antioquia

Según la Administración de Alimentos y Fármacos de Estados Unidos (FDA), el producto no tiene efectos medicinales, los análisis científicos concluyeron que está compuesto por un potente blanqueador textil e industrial, una sustancia altamente tóxica que sería la causa de la muerte de siete ciudadanos estadounidenses.

La Fiscalía General de la Nación conoció que Mark y Joseph Grenon también comercializaban la ‘pócima’ en Colombia y, desde Santa Marta, coordinaban envíos a Estados Unidos y países de África.

Estas dos personas quedaron a disposición del Fiscal General de la Nación, las referidas capturas fueron comunicadas al Ministerio de Relaciones Exteriores para que, a su vez, informe a la Embajada y se dé la extradición dentro de los términos establecidos en el ordenamiento jurídico.