Su recorrido inició en el municipio de San Gil con el fin de llegar a su finca ubicada en Nocaima, Cundinamarca.
Captura video
29 Jun 2020 10:58 AM

Por no tener autorización para un viaje, adulto mayor camina desde Santander hasta Bogotá

Julieth Paola
Hernández Parra
@Julieth 88301
Su recorrido inició en el municipio de San Gil con el fin de llegar a su finca ubicada en Nocaima, Cundinamarca.

Un hombre de 72 años de edad, se quedó atrapado en medio de la emergencia sanitaria por COVID-19 en San Gil, Santander, cuando llegó al municipio a visitar a una de sus hijas que llegó de Estados Unidos.

Luego de tres meses y de requerir viajar, compró un pasaje para intentar trasladarse en bus a su lugar de residencia en Bogotá, pero no fue autorizado por ser persona vulnerable para el virus.

Decidió romper la cuarentena nacional y el toque de queda departamental y caminar hasta su casa, la cual está ubicada en Nocaima, Cundinamarca.  

Puede consultar: Controlan incendio en el relleno sanitario El Carrasco (Santander)

Según manifestó el adulto mayor, Jaime Sánchez, las autoridades y el Gobierno Nacional le han violado sus derechos al no aprobarle su viaje a la capital de la república.

Me han humillado, no tengo derecho a un transporte humanitario por ser mayor de 70 años, mi dinero no vale, pagué más del doble de lo que costaba el tiquete San Gil – Bogotá, la empresa de transporte me negaron esa posibilidad, yo llegué con todos los documentos, mostrando porque me tengo que ir y me dijeron que no podía viajar porque soy vulnerable” puntualizó Sánchez.

Señaló que tomó esta decisión porque tiene muchos asuntos que debe solucionar en Bogotá y no dan más espera.

Puede consultar: Bucaramanga se prepara para evitar afectaciones por el polvo del Sahara

Yo vivo en una finca y está abandonada porque yo vivo solo allá y me han dicho que se han estado metiendo y llevándose cosas entonces yo tengo que llegar a mi casa, yo llevo aquí más de tres meses y he gastado más de tres millones de pesos en hospedaje” puntualizó el adulto mayor.

Con una camiseta blanca que tiene plasmada la frase “respeto a los mayores” poco equipaje y toda la energía Jaime Sánchez, desde las 6 de la mañana de este lunes emprendió la caminata con rumba a la capital de la república.

Con intervalos de descanso y una alimentación adecuada espera llegar a su finca sin ser detenido por las autoridades.