Con estación en alerta naranja terminó primera jornada del pico y placa ambiental en el Valle de Aburrá
Según los reportes preliminares, la medida permitió que por lo menos 34.000 motos, carros y vehículos de carga salieran de circulación en el Valle de Aburrá.
RCN Radio Medellín
17 Mar 2020 01:51 PM

Incendios deterioraron la calidad del aire en Medellín y el Valle de Aburrá

Johanna
Ramírez Gil
@johannarami
El pico y placa de 24 horas se tuvo que levantar por la pandemia.

De las 19 estaciones de monitoreo de calidad del aire en Medellín y el Valle de Aburrá, once han estado en rojo que es perjudicial para la población y el resto en naranja que es dañino para los grupos sensibles, como niños y adultos mayores. La situación más crítica está en la Casa de Justicia de Itagüí, El Poblado en Medellín y Barbosa, donde se reportaron los índices más altos de contaminación.

Más información: Capturan a padre señalado de abusar de su hija menor en Itagüí

El director del Sistema de Alertas Tempranas (Siata), Carlos David Hoyos, explicó que, pese a las condiciones climáticas favorables, la calidad del aire se deterioró por los incendios que siguen activos en el país. 

"Por la entrada de partículas externas asociadas a la quema o a los incendios que están ocurriendo en el país, antes de la consolidación de la temporada de lluvias. La evidencia satelital y local nos muestran y confirman que este aporte es externo.Tenemos equipos que nos ayudan a determinar la composición de carbón en las partículas, que tienen un alto porcentaje de composición asociado a la quema de biomasa", señaló el funcionario.

Lea ademásReportan la desaparición de otra niña de 13 años en Caldas Antioquia

Por el coronavirus, el Área Metropolitana levantó el pico y placa de 24 horas en Medellín y en nueve municipios del Valle de Aburrá, para evitar la aglomeración de personas en el transporta público. En estos momentos, la restricción es de tres horas diarias para particulares y motos de dos y cuatro tiempos, pero se levantó para los taxis. 

La pandemia coincidió con el Estado de Alerta que se declaró desde el 28 de febrero por el fenómeno meteorológico de transición de verano a invierno que ocurre dos veces al año. Hay una acumulación de gases contaminantes que afectan la calidad del aire.