Semana Santa Antioquia
Cortesía: Canal Telesantafe
10 Abr 2020 02:05 PM

120 personas violaron la cuarentena para hacer el Viacrucis, en Liborina, Antioquia

Ana María
Londoño Ortiz
@anamalortiz
La actividad habría sido organizada por una líder religiosa de la zona.

Sin los mínimos elementos de protección y omitiendo el espacio permitido entre las personas, 120 habitantes de Liborina, occidente de Antioquia salieron de sus casas para realizar el viacrucis este viernes santo. 
 

Pese a que la parroquia estaba cerrada, el grupo de personas del que hacían parte adultos mayores y niños en brazos, caminaron por las calles del sector conocido como Quitagorra de la vereda Curití en la mañana del viernes. En la puerta del templo los feligreses organizaron un pequeño altar al que llegaron luego de hacer las respectivas estaciones que representan  el recorrido hecho por Jesús.

Lea también: Petro revela que le diagnosticaron cáncer de esófago

A través de redes sociales algunos habitantes aseguraron que quien organizó la procesión es una persona externa a la iglesia y que ni la administración local y ni el párroco de la zona autorizaron el recorrido que violó la orden de cuarentena con la que se busca evitar la propagación del Coronavirus.
 
Aunque en esta localidad no se ha reportado ningún caso hasta el momento, las autoridades insisten en la necesidad de cumplir con la norma para evitar el contagio en el municipio. 
 
En el vecino municipio de Santa Fé de Antioquia, la alcaldía se vio obligada a cerrar sus fronteras debido a que algunas persona intentaron ingresar a la localidad durante la Semana Santa. El alcalde Felipe Pardo recordó que toda las iglesias estarán cerradas hasta que el gobierno nacional determine que no existe riesgo de contagio de Coronavirus, recordó que las celebraciones litúrgicas se transmitirán por diferentes medios de comunicación para no romper la tradición. 

Lea también: De un mordisco, concejal del Magdalena le arrancó un dedo a un contratista

 En Girardota también fue necesario cerrar fronteras ante el intento de varias personas de ingresar para realizar peregrinajes a esta zona en la que se acostumbra hacer promesas al Señor Caído.